El Xeneize empezó el año con una victoria en el amistoso ante Gimnasia y Tiro de Salta.

A dos semanas de haber empezado la pretemporada, Boca Juniors realizó el primer amistoso del 2024. Con el debut de Diego Martínez como entrenador, el Xeneize venció por 1-0 a Gimnasia y Tiro de Salta con un gol de Ezequiel Bullaude.

Si bien era un partido que no significaba ningún tipo de compromiso oficial, era una gran prueba para ver con qué futbolistas puede contar el director técnico de cara al futuro. A pesar de la «dureza» que implica estar en plenas semanas de entrenamiento realizando ejercicios en el gimnasio, los jugadores se la rebuscaron para crear algunas jugadas.

El primer y único gol de la noche llegó a los 9 minutos del primer tiempo de la mano de Ezequiel Bullaude, quien definió de zurda dentro del área luego de conectar un centro de Luca Langoni. El mediocampista tuvo un rendimiento más que aceptable y demostró que quiere ganarse la titularidad, lo que entusiasma al club de la Ribera, ya que no pudo afianzarse durante su etapa con Jorge Almirón.

Dentro de los titulares, Miguel Merentiel fue el jugador que más opciones tuvo para convertir, sobre todo en la primera mitad. El uruguayo supo moverse en el frente de ataque y brindó buenas opciones para recibir la pelota de parte de sus compañeros.

En el complemento se notó el cansancio de algunos futbolistas y la pesadez de la pretemporada, por lo que no hubo demasiadas jugadas de gol. Aunque Martínez realizó una gran cantidad de cambios, ninguno pudo meterse de lleno en el duelo y mostrar sus habilidades.

A pesar de ser un amistoso, Boca lo puede tomar como saldo positivo, pues se vieron algunas conexiones entre los volantes y los delanteros que no se veían desde hacía tiempo. Lo único malo fue la lesión de Marcos Rojo, quien abandonó la entrada en calor y no pudo sumar minutos en el partido.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *