La movilización de las distintas organizaciones que conforman la Mesa Gremial UTEP 19 y 20 en la ciudad de La Paz, se enmarca en un plan de lucha que dará inicio esta semana y se mantendrá durante todo el año. Según informaron a Politicaconvos, cada manifestación que se encare de aquí en más, irá acompañada de planificación institucional, proyectos de Ordenanzas y propuestas para articular entre los referentes territoriales y el ejecutivo municipal, en caso que éste último comience a prestar atención a los datos que las organizaciones sociales vienen recabando en los barrios populares y que reflejan un serio deterioro en materia de nutrición, salud, viviendas, etc.

Según pudo saber este medio, la marcha del miércoles fue acordada en pasado 11 de agosto, momentos en que se realizó un encuentro plenario con los coordinadores de las Unidades de Trabajos,
Cooperativas, Micro-emprendimientos Productivos, Unidades Socio Productivas, Potenciar
Trabajo, organizados en la Unión de Trabajadores de la Economía Popular (U.T.E.P.).

En aquella reunión se analizó la difícil y dura coyuntura política y económica por la que atraviesan los trabajadores, la avaricia inconmensurable de los monopolios formadores de precios que provocan la profundización del proceso inflacionario y los alarmantes índices de pobreza. «Entre los más vulnerables se encuentran los niños y niñas que no llegan a tener las 4 comidas diarias», remarcaron.

La Mesa Gremial 19-20 U.T.E.P. La Paz manifiesta a los concejales y al equipo ejecutivo local, la necesidad y responsabilidad de velar por la tranquilidad y el orden social de las familias de los trabajadores informales que se encuentran en un estado de vulnerabilidad social y no pueden acceder a la canasta básica.

Los puntos principales del documento que se entregará en el municipio

  1. Declarar la Emergencia Social
  2. El pago de un bono de $30000 para los trabajadores informales del Programa Municipal
    de Integración Social
  3. Creación del Consejo Social de la Economía Popular

Hay que destacar el abordaje que llevan adelante los beneficiarios de programas sociales en los barrios que integran el registro (RENABAP), donde se vienen realizando intervenciones de urbanización y mejora en la calidad de vida de sus habitantes hace varios años, sin obtener apoyo del Estado Municipal pese a los numerosos requerimientos. En este sentido, se le acercará al Intendente Bruno Sarubi y al Presidente del HCD, los primeros datos del relevamiento que se hizo a niños, niñas y adolescentes (de 0 a 18 años), para obtener información de peso y talla. Además, se sumarán registros sobre nivel de estudio que poseen y situaciones laborales.

«Es importante trabajar en propuestas posibles y sumar a las mesas barriales las voces de los vecinos y de nuestros representantes en el gobierno, ya sean concejales como también el ejecutivo, para darle el marco jurídico e institucional a cada herramienta legislativa local», destacó el dirigente Juan Carlos Sánchez

Por Pcv

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.